À la bonne franquette con Michelle

Historias de la gastronomía francesa. Recetas de cocina francesa.


6 comentarios

Bûche de Noël moka, chocolat. Tronco de Navidad, café, chocolate

Tercera entrega de recetas navideñas. Pocos postres tienen tanta antigüedad como la Bûche de Noël, arraigado a lo más profundo de nuestras creencias y nuestras festividades, este brazo de gitano será el centro de muchas mesas en estas Navidades. El clásico entre clásicos está relleno de crème au beurre, de chocolate y moka. Sigue leyendo

Anuncios


5 comentarios

Omelette norvégienne, baked Alaska. English/spanish.

Omelette Norvégienne or Norwegian”omelette”. Tortilla noruega

This is a delicate-looking dessert with a heart of ice wrapped in a layer of fire. Created at the Universal Exhibition in Paris in 1889, it quickly became the great sweet classic for this time of year. It is a vanilla ice cream wrapped in a Jocondecake finished with a thick layer of meringue and … Oh!  And it is Stuff that baking science cannot explain, when you bake it, it doesn’t melt!  It is absolutely spectacular.  Its story had begun, in “the mists of time” and of course, French chefs have been managing to give this, their masterful touch since.

Este es un postre de aspecto delicado con un corazón de hielo envuelto en una capa de fuego. Nació en la Exposición Universal de París de 1889, convirtiéndose rápidamente en un  gran clásico de los dulces para esta época del año. Se trata de un helado de vainilla envuelto en un bizcocho plancha -o Joconde- terminado con una gruesa capa de merengue y… Oh! Cosas de la ciencia al hornearlo no se derrite, os explico por qué. Es espectacular. Su historia empieza en “la noche de los tiempos” y por supuesto los chefs franceses han sabido darle ese toque magistral. Sigue leyendo


7 comentarios

Charlotte aux fraises, charlota de fresas

El término entremés en Francia es sinónimo de plato dulce.“Sweets for my sweetest, sugar for my honey. I’ll never ever let you go” (Dulces para mi dulce, azúcar para mi cariñin. Nunca te dejaré marchar).

Con este postre os garantizo que tendréis a vuestro amor bien atrapado…¡Por el estómago!¡Jajaja! La fiesta de San Valentín no es tan comercial como nos lo quieren hacer creer nuestros a veces perezosos maridos. Aquí os lo demuestro.

Sigue leyendo